Logo Bolsamania

Noticias

08/06/2022 13:41:17

S&P cree que la subida de tipos podría elevar en un 18% los beneficios de la banca

La subida de tipos podría elevar los beneficios de la banca europea a partir de 2022. Así lo afirma S&P Global Ratings en uno de sus últimos informes. La agencia estima que las decisiones que están adoptando los bancos centrales podrían impulsar las ganancias netas anuales de los bancos en un 18% de media en comparación con 2021.


"La mayoría de los bancos europeos declararon un aumento de los beneficios netos por intereses en el primer trimestre de 2022, estimulados por la subida gradual de los tipos de interés a corto y largo plazo", afirma S&P, que ha realizado una encuesta sobre 85 grandes bancos europeos y ha llegado a la conclusión de que un aumento de 200 puntos básicos en los tipos de interés "impulsaría los ingresos netos anuales de los bancos en una media de alrededor del 18% en comparación con 2021 (excluyendo los bancos suizos)".

Aunque, eso sí, "la magnitud de este impacto varía mucho". "Los bancos británicos e italianos son los que más se benefician de la subida de tipos, seguidos por los españoles, alemanes, daneses y austriacos, mientras que los franceses y holandeses registran efectos menores", dice el analista de crédito de S&P Global Ratings Nicolas Charnay.

Como explica este experto, "el aumento real de los ingresos netos por intereses dependerá también de dos factores clave que son desiguales en toda Europa: la magnitud y la rapidez de la subida de los tipos de interés oficiales y la fortaleza de la concesión de préstamos netos en un contexto económico debilitado".

Además, desde S&P destacan también que el actual entorno inflacionista elevado "probablemente también provocará un aumento de los costes operativos y crediticios para los bancos". Sin embargo, la agencia cree que con una hipótesis económica de base que prevé una normalización de la inflación en 2023 y un aumento limitado del desempleo cabe esperar que "la subida de los tipos de interés proporcione, en general, un impulso a los beneficios de los bancos europeos en 2022 y 2023".