Logo Bolsamania

Noticias

15/11/2022 06:00:00

"Es pronto para volverse alcistas... todavía es un rally de mercado bajista"

¿Las últimas alzas suponen el fin del mercado bajista o se trata sólo de un rebote puntual de las bolsas? Vuelve la pregunta recurrente del millón y la respuesta de Berenberg es tajante: esto es solo un rally y los inversores deben extremar la prudencia.


En previsión de una probable recesión en todas las economías occidentales en 2023, con vientos en contra actualmente desde una perspectiva técnica, y con "muchas" señales macroeconómicas y fundamentales que sugieren que es "demasiado pronto para volverse alcista", desde la firma alemana piensan que "todavía se trata de un rally de mercado bajista" y que los inversores deberían elegir "esfumarse" en lugar de "perseguirlo".

La renta variable mundial ha subido un 10% en las últimas semanas desde sus mínimos de principios de octubre, incluyendo la respuesta de la semana pasada al dato del 7,7% del IPC estadounidense de octubre. Algunos mercados han disfrutado de revalorizaciones cercanas al 20% desde sus respectivos mínimos recientes. Por ejemplo, el Dax, el Dow Jones y el Hang Seng han sumado un 18%, respectivamente. El Ftse 250 ha subido un 17%, y el Cac, un 16%.

"En el contexto de un año difícil para la renta variable, estas ganancias han sido muy bienvenidas", reconocen desde Berenberg.

ATENTOS A LOS INDICADORES TÉCNICOS

Señalan estos expertos que no hay que perder de vista los indicadores técnicos. Se refieren así al índice de fuerza relativa (RSI), al sentimiento de los inversores y al precio de las acciones frente a la media móvil de 200 días.

Los tres indicadores, explican, daban señales de compra a finales de septiembre, momento en el que los mercados necesitaban algún apoyo en forma de pivotes (cambio de sesgo). "Por ejemplo, el pivote de la Fed, el pivote del dólar estadounidense, el pivote de China, el pivote de Rusia/Ucrania o un pivote de ciclo. Sin ser concluyentes, se han producido varios apoyos gracias a los pivotes, lo que -combinado con el apoyo técnico y la sobreventa de los mercados- ha provocado algunas ganancias significativas en la renta variable", detallan.

Ahora, sin embargo, los mercados de renta variable de Reino Unido y Europa parecen sobrecomprados, y Estados Unidos "va en la misma dirección", advierte Berenberg. Además, el sentimiento de los inversores es menos bajista en términos netos y su indicador de la media móvil de 200 días se ha neutralizado.

"Los datos técnicos ya no son favorables en este momento. Los inversores necesitarán un avance real de los pivotes y el apoyo de la valoración, la macro y las fundamentales para ampliar este repunte de forma significativa", reconocen.

"ES DEMASIADO PRONTO PARA COMPRAR ACCIONES"

Estos analistas consideran que "es demasiado pronto para comprar acciones", tal y como sugieren varios indicadores macroeconómicos. Así, explican que este es el mensaje que se desprende de los PMI manufactureros de EEUU, de la utilización de capacidad de EEUU y de la encuesta a altos funcionarios de crédito al otro lado del Atlántico.

"Históricamente, no ha merecido la pena que los inversores se adelanten a las recesiones de forma demasiado agresiva; de hecho, nuestros economistas siguen esperando recesiones en la economía occidental en 2023. También esperamos que las expectativas de beneficios y márgenes se reajusten a la baja en los próximos 2-3 trimestres", auguran.