Logo Bolsamania

Noticias

23/05/2024 12:06:40

Privacidad, educación financiera... estos son los principales problemas de las CBDC

Las monedas digitales emitidas por bancos centrales (CBDC, por sus siglas en inglés) están cada día más cerca de ser una realidad. Su adopción avanza entre la población, pero una gran parte de los usuarios evidencia sus miedos por el control de la privacidad como uno de los limitantes claves para generalizar su uso. En concreto, Minsait Payments (Indra) destaca en su Informe CBDC o Efectivo Digital que una de cada cuatro personas apunta hacia la privacidad y el control público como el principal obstáculo para el uso de estos tokens.

Privacidad, educación financiera... estos son los principales problemas de las CBDC

"Estas preocupaciones están relacionadas con la sensación que tienen los ciudadanos de perder el control sobre su dinero o al menos de la forma en la que lo hacían hasta ahora, entre otras cosas", explica la compañía en un comunicado.

Según el Informe CBDC o Efectivo Digital de Minsait Payments, además de la preocupación por la privacidad y el control público, la falta de comprensión y de educación financiera y digital de los usuarios también es un impedimento para la futura estandarización de las CBDC, que se posiciona en segundo lugar como una de las limitaciones para la escalada de las monedas digitales, con un porcentaje del 21%.

Seguidamente se sitúan los retos tecnológicos y de infraestructura (19%), el riesgo de irrelevancia de la solución (14%) y la eventual resistencia al cambio por parte de las entidades financieras tradicionales (10%).

Pese a los obstáculos, Minsait Payments señala que "existe sintonía" entre los bancos centrales por "constatar la pertinencia, factibilidad, viabilidad y las implicaciones de contar con una CBDC, siendo las motivaciones distintas según el país o la región".

"Según se constata en el Informe sectorial de Minsait Payments, las economías más avanzadas buscan en la digitalización de la moneda mejorar la eficiencia de los pagos y confían en su capacidad por poder ser una herramienta más para la innovación y avance en el día a día. Las economías más emergentes, sin embargo, depositan su confianza en ellas como instrumento para la inclusión financiera", agrega la empresa.

Por otro lado, el informe refleja que un tercio de los agentes de la industria de pagos confían en que las CBDC tendrán un rol complementario a las monedas físicas en el futuro más inmediato, aunque en ningún caso sustitutorio. En la misma línea, el 26% considera que su uso estará limitado a ciertas regiones o países.

El 19% de los expertos encuestados por Minsait Payments también anticipa que se usará de forma experimental, pero en ningún caso de forma masiva y generalizada, amparados quizás por cierto desconocimiento sobre sus capacidades. Con todo, aún se perciben reticencias entre los usuarios y solo un 10% afirma a día de hoy que estas monedas digitales serán esenciales en los próximos diez años.

Otro aspecto que analiza el informe sectorial es por dónde transitarán las CBDC. El 43% de los agentes de la industria cree que pasarán por los actuales canales de pago, aunque un 38% estima que serán los usuarios los que elijan en cada momento qué canales usar según cada caso y momento.

El Informe sectorial CBDC o Efectivo Digital de Minsait Payments forma parte del estudio que la compañía presenta todos los años sobre Tendencias en Medios de Pago, y que está elaborado en colaboración con Analistas Financieros Internacionales (AFI). Este documento recoge las opiniones de más de 4.800 personas internautas bancarizadas de España, Italia, Portugal, Reino Unido y Latinoamérica (Argentina, Brasil, Chile, Colombia, Ecuador, México, Perú y República Dominicana).


BOLSA y MERCADOS





Tuit traders
Tuit traders

Las finanzas apalancadas principio y final

  • Tuit-traders - 21/06/2024 13:35

La historia y evolución del apalancamiento financiero se puede estudiar en tres pasos. Los bonos de alto rendimiento (o “bonos basura”) fueron el primer paso. Eso terminó en 1990 cuando Michael Milken, el padrino de este tipo de deuda, fue enviado a prisión por fraude y perseguido posteriormente por su falta de ética en la creación de deuda de empresas. En el segundo paso, el crecimiento del capital privado, “Private Equity (PE)”, fue financiado tanto con bonos basura como con préstamos apalancados, que exigen que las empresas paguen un tipo de interés variable en lugar de los cupones fijos de la mayoría de los bonos. Los inversores en crédito privado están realizando ahora el tercer paso. Desde 2020, estas empresas, que a menudo también gestionan fondos de PE, han invertido más de 1 billón de dólares. Cuando los tipos de interés subieron en 2022 y los bancos dejaron de otorgar nuevos préstamos, el crédito privado se convirtió en la única opción disponible y sobre todo la más rentable.