Logo Bolsamania

Noticias

12/10/2021 09:08:35

El petróleo se toma un respiro tras tocar los 84 dólares: JPMorgan no descarta los 100 dólares

El precio del petróleo se toma un respiro. Los analistas de JP Morgan no descartan que el precio del barril de crudo llegue a 100 dólares, y han elevado la valoración de Repsol hasta 15,50 euros por acción desde los anteriores 14,50 euros.


El precio del petróleo West Texas cae un 0,2%, hasta 80,32 dólares, mientras el crudo Brent, de referencia en Europa, baja un 0,1%, hasta 83,80 dólares. El oro negro acumula una revalorización del 65% en lo que va de año, que se amplía hasta el 83% en los últimos doce meses.

"Reiteramos nuestra visión alcista del petróleo y las acciones petroleras en un trimestre caracterizado por el fortalecimiento material en todo el complejo energético y con las recompras de acciones avanzando a pleno rendimiento", afirman estos analistas, cuya previsión es que estas compañías puedan retornar a sus accionistas el 20% de su capitalización hasta mediados de 2023.

Según sus cálculos, en niveles de 70-75 dólares por barril durante el periodo 2022-2023, la rentabilidad de los flujos de caja del conjunto del sector se situará entre el 11,7% y el 13,1%.

En este escenario, JP Morgan apuesta por valores que se beneficien de estos precios del crudo, pero que al mismo tiempo ofrezcan una exposición atractiva a la transición energética hacia energías renovables. Es aquí donde apuestan por Repsol, además de por otras compañías como BP, Royal Dutch Shell y Eni, que recientemente ha anunciado la salida a bolsa de su negocio de renovables.

UN PETRÓLEO EN 100 DÓLARES ES PROBABLE

Sobre la posibilidad de ver un petróleo en 100 dólares a medio plazo, JP Morgan comenta que "el superciclo del petróleo está en marcha, ya que el endurecimiento de la oferta/demanda aumenta la probabilidad de escenarios alcistas por encima de 100 dólares por barril".

Por ello, mantienen su previsión de escenario del crudo por encima de este precio, pese a que sus analistas de materias primas barajan como escenario base un precio de 72 dólares en 2021 y 2022. No obstante, añaden que con precios récord hasta la fecha en todo el mercado energético, especialmente en el gas y el carbón de la Unión Europea, "el petróleo sigue siendo relativamente barato, tanto en un contexto histórico como en relación con otras clases de activos".

Así, comentan que hay factores que seguirán impulsando los precios, como "una demanda más firme" por el control de la pandemia de Covid-19 a escala global, unos inventarios de petróleo que se encuentran en niveles muy bajos y lo que consideran "fallos de producción de la OPEP", que no está aumentando su bombeo tan rápido como debería.

Sobre otros factores que pueden seguir beneficiando a las petroleras, JP Morgan destaca que los inversores pueden utilizar a estas compañías como "una cobertura contra la inflación", ya que son acciones que se comportan bien en entornos inflacionistas como el actual.

"Nuestro equipo de estrategia espera que los problemas actuales en el sector de la energía y en las cadenas de suministro refuercen su tesis de rotación" hacia estos valores, concluyen.