Logo Bolsamania

Noticias

02/08/2022 21:38:37

Pelosi aterriza en Taiwán a pesar de las advertencias de China

La presidenta de la Cámara de Representantes de EEUU, Nancy Pelosi, ha aterrizado en Taiwán, donde tiene previsto reunirse con funcionarios del gobierno esta semana, desafiando las advertencias de Pekín y aumentado las tensiones entre Estados Unidos y China.


A su llegada a la isla, Pelosi ha señalado en su cuenta de Twitter que su visita no cambia la política estadounidense con respecto a Taiwán. "Estados Unidos continúa oponiéndose a los esfuerzos unilaterales para cambiar el statu quo". Además, ha añadido que "al viajar a Taiwán, honramos nuestro compromiso con la democracia: reafirmamos que las libertades de Taiwán, y de todas las democracias, deben respetarse".

Como respuesta, China ha condenado la visita y ha anunciado que realizará "disparos reales" en aguas de la costa oriental a partir del martes por la noche. Pekín también ha señalado que llevará a cabo ejercicios militares en diferentes áreas que rodean la isla principal de Taiwán del 4 al 7 de agosto. El ministerio de Defensa de Taiwán ha anunciado la entrada de 21 aviones chinos en su zona de defensa aérea.

China tomará todas las medidas necesarias para defender la soberanía nacional y la integridad territorial, y todas las consecuencias deben ser asumidas por Estados Unidos y las fuerzas independentistas de Taiwán”, ha dicho el Ministerio de Relaciones Exteriores en Pekín, en un comunicado después del aterrizaje de Pelosi.

Para Pekín, la visita supone una actitud "extremadamente peligrosa", ya que Estados Unidos "sigue distorsionando, confundiendo y dejando sin sentido el principio de una sola China, intensificando los intercambios oficiales con Taiwán y fomentando las actividades separatistas e independentistas de Taiwán". Además, han añadido que "el problema de Taiwán es puramente un asunto interno de China, y ningún otro país tiene derecho a ser juez en el tema".

En medio de la especulación generalizada sobre si haría una parada en Taiwán, la oficina de Pelosi declaró el domingo que estaba encabezando una delegación del Congreso a la región que incluiría visitas a Singapur, Malasia, Corea del Sur y Japón. No hubo mención a Taiwán.

El portavoz del Ministerio de Asuntos Exteriores chino, Zhao Lijian, señaló el lunes que sería "una burda interferencia en los asuntos internos de China" si Pelosi visitase Taiwán, y advirtió que provocaría "acontecimientos y consecuencias muy graves."

China considera que las visitas de funcionarios estadounidenses a Taiwán son una señal alentadora para los independentistas de la isla. Washington no tiene lazos diplomáticos oficiales con Taiwán, pero está obligado por la ley estadounidense a proporcionar a la isla los medios para defenderse, como recoge CNBC.

La visita de Pelosi, segunda en la línea de sucesión a la presidencia de EE.UU. y crítica desde hace tiempo de China, se produce en medio del empeoramiento de los lazos entre Washington y Pekín. El republicano Newt Gingrich fue el último presidente de la Cámara de Representantes que visitó Taiwán, en 1997.

Durante la llamada telefónica el pasado jueves del presidente chino Xi Jinping y Biden, Xi advirtió al presidente estadounidense de que Washington debe respetar el principio de una sola China y que "los que juegan con fuego perecerán por ello".

Biden, sin embargo, le recordó a Xi que la política de Estados Unidos sobre Taiwán no había cambiado y que Washington se opone firmemente a los esfuerzos unilaterales para cambiar el statu quo o socavar la paz y la estabilidad en el estrecho de Taiwán.

Shi Yinhong, profesor de relaciones internacionales de la Universidad Renmin de Pekín, señaló que si Pelosi visita Taiwán provocaría las contramedidas más fuertes de Pekín en años, pero no esperaba que eso desencadenara un conflicto militar importante.

Pekín considera que Taiwán forma parte de su territorio y nunca ha renunciado a utilizar la fuerza para someter la isla a su control. Taiwán rechaza las reivindicaciones de soberanía de China y afirma que sólo su pueblo puede decidir el futuro de la isla.

El miércoles pasado, Biden afirmó a periodistas que los militares estadounidenses creían que una visita de Pelosi a Taiwán "no era una buena idea en este momento".