Logo Bolsamania

Noticias

19/09/2022 14:48:25

BBVA alcanza los 100.000 clientes en Italia con su propuesta digital y estudia extenderla

Italia le sonríe a BBVA. El banco bilbaíno desembarcó en Italia con una oferta 100% digital el pasado octubre y actualmente ya cuenta con 100.000 clientes en el país transalpino. Así lo ha confirmado Carlos Torres, presidente de la entidad, que señala que el crecimiento ha estado por encima de sus expectativas y destaca que “tres cuartas partes de los clientes utilizan mucho los servicios que ofrecemos”. “El salto digital en el mundo financiero ya se ha producido”, ha afirmado.


En una entrevista concedida al diario ‘Corriere della sera’, Torres destaca que Italia es un país “con una tasa de ahorro muy elevada y un tejido industrial muy sólido”. “Creemos que ofrecemos uno de los mejores servicios de banca móvil del mundo y queríamos invertir en este país donde ya estamos presentes desde hace más de 40 años”, ha indicado Torres, quien cree que “la modalidad digital nos permite hacerlo con unos costes marginales más bajos que en el pasado, sin las cargas de abrir sucursales físicas, por ejemplo”.

Queremos ser un gran banco global pero que pueda moverse con la velocidad de una ‘fintech’, capaz de no descuidar la escucha directa de los clientes, con asistencia 24 horas. Y apoyar a las empresas en la innovación”, ha añadido.

Torres ha asegurado que “en los primeros seis meses de 2022, en todo el mundo adquirimos 5,3 millones de clientes”. “Hace cinco años era menos de la mitad, 2 millones. Y el 55% procede del canal digital. Más clientes, menos sucursales”, ha agregado. El presidente de BBVA ha apuntado que “poder aumentar el número de clientes con menores costes” es uno de los “puntos de inflexión” de la banda, al tiempo que ha asegurado que “estamos viendo algunas tendencias que están cambiando completamente el escenario, no sólo para los bancos”.

“Las tendencias en innovación, la inteligencia artificial, los robots, el ‘blockchain’, la nube, la genética está cambiando la forma de conectarnos, la forma de hacer predicciones… permite soluciones cada vez más eficaces. Y eso también se aplica a las opciones financieras”, ha afirmado Torres.

Asimismo, el banquero ha subrayado que el “siguiente paso” en el país transalpino “será añadir nuevos productos, desde soluciones de inversión hasta seguros”. “Al igual que en España, queremos crecer y aprovechar los menores costes incrementales. Lo digital y la innovación abren una era de nuevas oportunidades que hay que aprovechar. Y creo que también ayudará a la inclusión”, ha añadido.

“EUROPA ENTRARÁ EN RECESIÓN”

Asimismo, Torres también ha aprovechado para hablar sobre el contexto macroeconómico, marcado por la alta inflación y la lucha de los bancos centrales para controlarla. Con la última subida de tipos de 75 puntos básicos del Banco Central Europeo (BCE) hace dos semanas y la reunión de la Reserva Federal a la vuelta de la esquina, el presidente de BBVA ha indicado que esperan que Europa entre en recesión “en el tercer y cuarto trimestre, pero confiamos en que la espiral de precios no se produzca”.

Preguntado por cuántos bancos sobrevivirán en el Viejo Continente, Torres ha señalado que la llegada de la banca a distancia “permite economías de escala antes impensables”. “Ya estamos pensando en extender el modelo italiano a otros países”, ha asegurado el banquero, quien ha afirmado que “el mercado único, con la garantía de depósitos única, es un paso decisivo hacia la unión bancaria”. “Tener 27 sistemas diferentes no tiene ningún sentido”, ha agregado.

Sobre la crisis energética que atraviesa Europa, Torres ha recalcado que “la sostenibilidad es la mayor perturbación de los tiempos modernos” y que las inversiones en renovables “son demasiado grandes para que los Estados las asuman solos, por lo que cada vez será más necesario recurrir a particulares”. “Estas inversiones no existirán si no tienen sentido económico”, ha subrayado Torres, al tiempo que ha señalado que pasar de 51 gigatoneladas de emisiones a cero requerirá “275 billones de dólares”, el equivalente a “el 8% del PIB mundial de aquí a 2050”.