Logo Bolsamania

Noticias

14/06/2022 06:00:00

Apenas un 2% de los trabajadores muestra interés en los planes de pensiones de empleo

Planes de pensiones de empleo. ¿Le suena? A la gran mayoría de los trabajadores no, o al menos, no muestran interés en este tipo de productos. Y entre los empresarios la situación es similar. La falta de información o tener otras prioridades son los motivos principales que penalizan su contratación.


Entre el conjunto de los empresarios, el porcentaje que no ha oído hablar sobre este producto se sitúa en el 67%, con lo que solo un tercio del tejido empresarial tiene conocimiento sobre su existencia. Además, el 73% de los autónomos dice que no los conoce, según queda reflejado en el último estudio sobre planes de pensiones de empleo para pymes, microempresas y autónomos elaborado por el Observatorio Caser. Respecto a los empleados, apenas un 2% ha mostrado interés por estos productos. En las empresas con mayor número de empleados (50 o más) este porcentaje se eleva por encima del 6%.

La falta de información (20%) o tener otras prioridades (20%) son los motivos principales por los que empresas o autónomos que sí que se han planteado contratar productos para ayudar a ahorrar a sus empleados finalmente no lo han hecho.

De entre los empresarios que sí que han oído hablar sobre el funcionamiento de los planes de pensiones de empleo, un 35% los considera un complemento de la pensión de la Seguridad Social, uno de cada diez lo relaciona con un producto que se ha aprobado recientemente y que se está fomentando desde la Administración, en detrimento de los planes de pensiones individuales, y el 9% ha oído hablar sobre los beneficios fiscales de estos vehículos. No obstante, todavía tres de cada diez no conocen bien las características de estos productos, cifra que se eleva al 37% en el caso de los autónomos.

Pese al bajo conocimiento sobre los planes de pensiones de empleo, el 57% de los consultados considera interesante en distinto grado que se contraten este tipo de productos de ahorro para los trabajadores, e incluso tres de cada diez se muestran muy o bastante interesados en ellos, subiendo hasta el 40% en el caso de microempresas y al 48% entre las medianas empresas.

ASPECTOS QUE INCENTIVARÍAN LA CONTRATACIÓN

"Queda patente una enorme falta de información que dificulta el desarrollo de estos productos dentro de las empresas. Además, encontramos que, aunque sí haya un cierto interés por parte de las compañías por contratar productos de ahorro para sus empleados, el interés de estos sobre los planes de pensiones de empleo es casi inexistente. Es un círculo que debemos romper a base de divulgación y concienciación para darle la vuelta de forma que el desconocimiento sea solo un porcentaje muy residual y no a la inversa", comenta la directora del Observatorio Caser, Eva Valero.

¿Qué aspectos incentivarían la contratación de planes de empleo y el impulso entre los trabajadores por parte de las empresas? Las ventajas fiscales, un buen asesoramiento y el binomio rentabilidad/riesgo son, por este orden, los tres aspectos que ayudarían mucho o bastante a contratar un plan de pensiones de empleo.

Concretamente, casi tres de cada cuatro encuestados (72%) aluden a las ventajas fiscales como factor determinante para contratar un plan de empleo, dos tercios a que exista asesoramiento y el 65% que se produzca un buen binomio rentabilidad/riesgo. En el caso de los autónomos, priorizan el asesoramiento por delante de las ventajas fiscales y abogan también por la flexibilidad de estos productos de ahorro.

En el actual escenario, solo un 22% ve opciones de contratar en un futuro algún producto específico para fomentar el ahorro para la jubilación entre sus empleados, elevándose hasta el 47% en las medianas empresas y al 27% entre los autónomos y pequeñas empresas, mientras que más de la mitad de las compañías (52%) lo descarta (casi seis de cada diez en el caso de los autónomos).

De cara a una posible contratación, las empresas valoran como característica más importante de los planes de pensiones de empleo que se trate de un producto asequible, como segunda opción, que ofrezca seguridad/confianza, elemento fundamental en un escenario de volatilidad, inflación e incertidumbre y, en tercer lugar, que cuente con beneficios fiscales. No obstante, los autónomos priorizan la seguridad y que sea un producto cuyo capital se pueda recuperar de forma sencilla, mientras que las microempresas apuestan por la rentabilidad y las pequeñas empresas por los beneficios fiscales y la posibilidad de reducir las cotizaciones a la Seguridad Social.

Pese a la poca permeabilidad con la que cuenta todavía el producto plan de pensiones de empleo en el mercado, el nivel de satisfacción se sitúa en el 3,9 sobre 5, niveles de valoración muy similares a los de otros productos de ahorro para la jubilación. Los empleados que se muestran muy satisfechos con los planes de pensiones de empleo lo ven como una gratificación de la empresa, ya que ayuda a ahorrar la jubilación, y valoran que sea una forma de adquirir un hábito que, de otro modo, no adquirirían.

Un 13% de las empresas tiene contratado algún producto o servicio para ayudarles ahorrar de cara a la jubilación, aunque se eleva hasta el 34% en el caso de los autónomos. De entre los productos contratados dominan los planes de pensiones individuales, escogidos por casi la mitad de las empresas (49%), seguidos del seguro de pensiones (34%) y otros productos financieros como depósitos o fondos de inversión (17%), que no están diseñados de forma específica para ahorrar para la jubilación. Por el contrario, tan solo el 7% tiene un plan de pensiones de empleo, bien solo o combinado con otros productos financieros de ahorro.