Logo Bolsamania

Noticias

14/01/2020 12:16:35

Las empresas europeas repartirán un récord de dividendos en 2020, con 360.000 millones

Los dividendos, ese premio que dan las empresas a los accionistas y que tanto les atrae -como no podía ser de otra manera-, volverán a ser protagonistas este año. 2020 será un año de récord, un año en el que las compañías europeas repartirán 359.000 millones en prebendas, superando el récord de 2019 en un 3,6%, según un informe elaborado por Allianz Global Investors.


Frente al resto de compañías internacionales, las europeas han demostrado en repetidas ocasiones que son particularmente favorables a esta fórmula. Su rentabilidad por dividendo es de alrededor del 3,7% de media en todo el mercado. Frente a esto, el 60% de los bonos gubernamentales en la Zona Euro tiene un rendimiento nominal negativo.

"Los rendimientos de los bonos están actualmente en rojo. Casi el 25% de los bonos en circulación en todo el mundo tienen un rendimiento nominal negativo. En Alemania, los rendimientos están por debajo de cero en aproximadamente el 90% de los bonos del Estado en circulación. En la Zona Euro, el porcentaje es del 60%. Y esto incluso antes de considerar la inflación. La búsqueda de ingresos se hace más difícil que nunca. Por ello, parece que los dividendos reciben más atención", señala Allianz en su estudio Generating Capital Income with Dividends.

La suma del desembolso esperado en dividendos en Europa (359.000 millones) excede el presupuesto federal alemán del año pasado. Para Hans-Jörg Naumer, Director Global de Análisis de Mercados de Capitales y Temáticos y autor del estudio de Allianz Global Investors, los dividendos pueden estabilizar la cartera de un inversor.

La proporción de pagadores de dividendos, si se compara el S&P 500 y el Stoxx 600 entre 2000 y 2019, es mayor en Europa que en Estados Unidos. La proporción de empresas pagadoras de dividendo en el Viejo Continente varía entre el 85% y el 95%, aunque se observó un fuerte descenso a raíz de la crisis de 2008. En Estados Unidos, la proporción de pagadores de dividendo en el S&P se ha ido ensanchando progresivamente, pasando del 70% a más del 80%.

ALGUNOS CONSEJOS

Allianz Global Investors incluye en su informe varios consejos y aspectos que deben tenerse en cuenta sobre los dividendos y qué criterios atender a la hora de invertir en función de los mismos.

A largo plazo, los dividendos pueden aportar un plus de valor a la cartera, aunque no aconsejan seleccionar las acciones en función del último dividendo repartido sino atendiendo a los dividendos futuros que tienen previsto pagar. "Desde una perspectiva histórica, los dividendos contribuyen de manera significativa a la rentabilidad total de la renta variable y han demostrado ser más estables que las ganancias corporativas. Esto tiene un efecto estabilizador en las carteras", remarcan estos expertos.

Las acciones de las empresas que reparten dividendos han demostrado ser menos susceptibles a la volatilidad en el pasado que las de las empresas que no pagan dividendos, añaden.

"Los ingresos de capital por dividendos podrían incluso crear un ingreso básico adicional. Por ejemplo: suponiendo que un inversor tiene 40.000 euros que invierte con una rentabilidad por dividendo del 3%. Si el pago de dividendos de la empresa se mantiene sin cambios, puede esperar una distribución de 1.200 euros al año, equivalente a 100 euros al mes. Esto no significa que puedas conseguir así tu pensión, pero es un comienzo", concluyen desde Allianz.