Noticias

05/11/2019 11:34:31

Las acciones de Telefónica descuentan un escenario negativo tras los resultados

Los analistas tienen valoraciones encontradas sobre los resultados de Telefónica presentados este martes. Mientras que unos consideran que son buenos resultados que confirman la evolución positiva de la compañía, otros los califican como débiles y por debajo de lo esperado. Aún así, destacan que las acciones, que se dejan más de un 2%, están descontando un escenario negativo.


"La evolución de la cotización sigue siendo débil", señalan en Renta4, que ponen una recomendación sobre los títulos de Telefónica de sobreponderar. Afirman que los resultados han cumplido las previsiones en ingresos y han incumplido en EBITDA al haber tenido provisiones por importe más elevado de lo previsto. Además, la mayor tasa fiscal y mayor resultado a minoritarios no ha compensado el menor gasto financiero. Por divisiones, añaden que las cifras han superado previsiones a nivel operativo en países como Brasil y peores en otros como España.

Los resultados también han estado en línea con las previsiones de los analistas de Banco Sabadell, aunque ligeramente por debajo del consenso en EBITDA, principalmente por España. Consideran que son unos resultados "donde destacamos positivamente la buen marcha a nivel de ventas (con aceleración en España, Alemania y Brasil) y la reducción de deuda por encima de lo esperado". Recomiendan comprar sus acciones.

También positivos se han mostrado desde GVC Gaesco. Destacan que los resultados "confirman la buena evolución vista en trimestres anteriores". Dan a sus títulos un potencial del 50%.

Por debajo de lo estimado han estado los datos para los expertos de Bankinter, que los han calificado como "débiles". No obstante, creen que "lo más positivo" viene del lado de los ingresos, que avanzan un 1% en España y un 2,6% en Brasil, sus principales geografías. Por el lado del balance, añaden, "las noticias son más positivas", ya que la deuda sigue reduciéndose.

En los nueve primeros meses del año, el beneficio neto de Telefónica cayó un 50,6%, hasta los 1.344 millones de euros. En el tercer trimestre, la operadora registró unas pérdidas de 443 millones de euros. Son unas cifras afectadas por los gastos de reestructuración (-1.402 millones de euros), las plusvalías (+267 millones) y "otros factores" (-114 millones). Sin estos elementos, el beneficio hubiera alcanzado los 806 millones en el trimestre y los 2.588 millones hasta septiembre.