Noticias

03/12/2019 11:48:10

Tras pinchar en 2017 y 2018, ¿habrá rally de Navidad este año?

Las sensaciones son buenas -pese a los últimos envites arancelarios de Donald Trump- y son muchos los analistas que creen que este año habrá rally de Navidad. Las bolsas están enchufadas y todo indica que en diciembre no se van a frenar. Eso sí, también hay quien avisa de que, después de los fiascos de los dos últimos diciembres (el de 2017 y 2018), del subidón de las bolsas desde los mínimos de octubre, y con Trump volviendo a generar incertidumbre, pedir ahora un rally es pedir mucho.


"Nos encontramos en una situación muy óptima para poder vivir un rally navideño, ya que tenemos a un mercado estadounidense pegado a máximos históricos y aparentemente con ganas de más, o por lo menos eso es lo que hay que seguir pensando siempre y cuando no tengamos una ruptura de la pauta de mínimos crecientes", señala Eduardo Bolinches, analista colaborador de ActivTrades.

Bolinches se suma el optimismo de muchos expertos que consideran que a las bolsas aún les queda recorrido, especialmente ante la mejora macro que se está registrando y que se materializó este lunes en unos PMI manufactureros de noviembre mejores que los del mes previo y que lo estimado por el consenso.

Desde un punto de vista técnico, este experto señala que la alarma sólo vendría en caso de perder el futuro del S&P 500 los 3.090 puntos. Mientras que este nivel no se perfore, el escenario más probable "es que tengamos por fin un buen cierre de año digno de catalogarlo de rally de Navidad", augura.

"PEDIR AHORA UN RALLY ES PEDIR MUCHO"

José María Rodríguez, analista de Bolsamanía, recuerda que, pese a que estamos en un periodo estacional alcista y pese a que las bolsas están muy bien, "pedir ahora un rally con las plazas rebotando alrededor de un 15% de media desde los mínimos de octubre es pedir mucho".

Este experto recuerda además que en octubre no se hicieron suelos -sólo se cayó en las primeras tres sesiones-, por lo que el agotamiento de los índices debería ser aún mayor. "Estamos en un momento alcista, pero no es lo mismo que si vienes de caídas o de subidas tibias", recalca. "En otros momentos de mercado, cuando hemos asistido a subidas del 10%, 13%, luego ha venido una corrección", advierte.

¿Y EL IBEX?

El Ibex muestra claras señalas de agotamiento, pese que ha subido mucho menos en el año que el resto de plazas europeas -con la caída de ayer, acumula alzas de apenas el 7% en 2019 frente al 22% de media de sus vecinos-. El selectivo está teniendo claras dificultades para superar los 9.400 puntos, un nivel que tras estos últimos descensos se antoja muy lejano. "Ya lo intentó este verano pasado en tres ocasiones y otras mil veces desde mediados del pasado mes de octubre", recuerda Bolinches, que remarca que el índice español va a necesitar claramente la ayuda externa. Habrá que ver si con ella logra finalmente romper esa zona.

"Hace falta la ayuda externa del Dax y el S&P para que se rompa esta zona (9.400) y que vayamos con contundencia a por los máximos anuales que marcamos la pasada primavera en los casi 9.600. Realmente, sólo a partir de entonces podemos hablar de rally de Navidad", concluye Bolinches.