Logo Bolsamania

Noticias

14/02/2020 17:43:07

RBS se desploma tras ganar más y cambiar su nombre por NatWest: el dividendo no gusta

Castigo para Royal Bank of Scotland (RBS) en bolsa este viernes. Los títulos de la entidad se han dejado cerca de un 7% tras haber presentado sus resultados. Ha ganado más de lo previsto en 2019, 3.133 millones de libras, lo que representa un 93% más que lo cosechado en el año anterior, y ha anunciado que cambiará su nombre por NatWest Group. Sin embargo, los inversores parecen descontentos con la política de dividendos.


La entidad cambiará de nombre 293 años después de su fundación. Lo hará a finales de año, según ha anunciado el banco escocés. "El día de hoy marca el comienzo de una nueva era para nuestro banco", ha declarado la consejera delegada de la entidad, Alison Rose, que considera que el rendimiento del banco aún no coincide con su potencial.

La cifra de negocio de RBS en 2019 ha alcanzado los 14.253 millones de libras, un 6,3% más que un año antes, a pesar de que los ingresos por intereses netos de la entidad bajaron un 7%, hasta 8.047 millones.

En el cuarto trimestre, RBS logró un beneficio neto atribuido de 1.410 millones de libras, casi cinco veces más que el resultado de 286 millones del mismo periodo de 2018. Por su parte, la cifra de negocio de la entidad, en la que el Gobierno británico aún mantiene una participación del 62,4% tras su rescate durante la crisis financiera, creció un 38,4%, hasta 4.233 millones de libras.

Royal Bank of Scotland ha anunciado también su intención de reducir a la mitad el negocio de NatWest Markets. "Todavía somos demasiado complicados para nuestros clientes", ha afirmado la consejera delegada, que cree que gran parte del valor potencial del banco "está bloqueado en líneas de negocio demasiado complejas que generan poca rentabilidad", lo que implica "costes malos" que no proporcionan ningún beneficio a los clientes, algo que se corresponde con algunas partes del negocio de NatWest Markets.

Por eso el banco quiere "reducir a la mitad" el tamaño de este negocio en función de los activos ponderados de riesgo, para optimizar el rendimiento de capital y las actividades ineficientes.

DESCONTENTO CON EL DIVIDENDO

Asimismo, RBS ha anunciado que repartirá un dividendo total 8 peniques con cargo a los resultados del cuarto trimestre. El banco ha anunciado un dividendo final de 3 peniques por acción, al que se suma un dividendo especial de 5 peniques, lo que hará que la remuneración total al accionista en el año ascienda a 22 céntimos. Eso hará que el Gobierno británico reciba 1.700 millones de libras por su participación.

Sin embargo, la cifra no ha contentado al mercado, que esperaba que el dividendo fuese mayor después de que la entidad haya reducido el colchón de capital, lo que en teoría aumenta el beneficio disponible para el reparto entre los accionistas. No obstante, apenas se va a notar. Según los expertos de AJ Bell, "desde la perspectiva de los inversores la principal transgresión de este conjunto de resultados es un modesto recorte del dividendo ordinario, incluso si se complementa con un cuantioso pago especial", lo que sin duda ha provocado la "decepción" de los inversores.

Y tampoco ha gustado la previsión de dividendo para 2021. RBS ha asegurado que el año que viene repartirá el 40% de sus beneficios entre sus accionistas, y la previsión que manejaba el mercado es que la remuneración ascendiese al 42%.