Logo Bolsamania

Noticias

13/01/2020 09:12:55

Petróleo, oro, bitcoin y el sector armamentístico: los ganadores de la crisis Irán-EEUU

2020 ha despertado con nuevos y preocupantes nubarrones en las relaciones Estados Unidos-Irán. Y como no puede ser de otra manera ello está afectando a los mercados financieros de manera directa. Además, tras un muy buen 2019 para la renta variable mundial cualquier excusa es buena para recoger beneficios.


El comienzo de 2020 está siendo convulso para los mercados financieros, así como en lo geopolítico. Nadie esperaba que la nueva década comenzara con el asesinato Qasem Soleimani, una de una de las figuras más importantes en Oriente Medio, en un ataque con drones en el aeropuerto de Bagdad ordenado por Trump. Se trataba de una personalidad política muy popular tanto en su país (Irán) como en el extranjero. De hecho, son muchos los especialistas que afirman que su muerte es más importante que la de Osama bin Laden. Y como represalia, en la madrugada del miércoles Irán atacaba dos bases estadounidenses en Irak.

Esa misma tarde y desde la Casa Blanca, Donald Trump declaraba que "No ha habido bajas americanas por el ataque e Irán parece haberse replegado. Nunca les dejaremos tener un arma atómica e impondremos sanciones financieras adicionales". Este añadía que EEUU tiene el mayor potencial militar del mundo y que ha ordenado a Mike Pompeo, su asesor de Seguridad Nacional, que su Administración tenga mayor presencia en Oriente Medio. También señaló que EEUU e Irán deberían colaborar juntos en la "destrucción del Estado Islámico". Tras las declaraciones los futuros europeos recuperaban posiciones con fuerza acercándose a los máximos anuales, al tiempo que el Nasdaq marcaba nuevos máximos histó-ricos y el petróleo se desplomaba después de llegar a subir un 4% durante las primeras horas de la sesión. Lo que es evidente es que tras las palabras de Trump la prima de guerra ha desaparecido del tablero de juego, de ahí que en los últimos días los llamados valores refugio hayan corregido con fuerza.

A continuación, analizamos desde el punto de vista de los gráficos los siguiente subyacentes:

ORO

Es el subyacente refugio por excelencia. Tanto en las crisis financieras mundiales como en las geopolíticas, acostumbra a funcionar como un magnífico valor refugio. Así, podemos verle como en las últimas sesiones el precio del oro se ha disparado por encima de los 1.600 dólares/onza. Colocándose en niveles de precio no vistos desde marzo de 2013. O lo que es lo mismo, hace casi siete años que el ‘metal precioso’ no cotizaba en los niveles actuales. Técnicamente, y aun cuando le tenemos atacando resistencias importantes (la parte alta del canal alcista), lo realmente importante es que tenemos impecables mínimos y máximos crecientes desde finales de 2015. Y así no se cae. De hecho, todo apunta a que, con sus correcciones intermedias (fases de reacción) este ponga rumbo a la importante resistencia que presenta en los máximos históricos (1.920 dólares).

oro110120
Gráfico semanal de la onza de oro desde 2010

BRENT

Lo interesante del gráfico del futuro continuo del barril de crudo tipo Brent es lo claro de la zona de control, en este caso resistencia, que presenta en los 72 dólares (los máximos de septiembre). Por el momento, puede decirse que dicha resistencia se ha atacado sin éxito. De lo que se deduce que un cierre semanal, con holgura, por encima de esta sería una importante señal de fortaleza en el oro negro. De hecho, desde ese momento podría hablarse de la confirmación de una figura de vuelta en doble suelo, con proyección de subida (mínima teórica) en los máximos de 2018: los 86,74 dólares. Por abajo, por el lado de los soportes, el más importante lo situamos en los 56 dólares.

brent110120
Gráfico diario del futuro continuo del barril tipo Brent

BITCOIN

Si bien es cierto que durante la primera parte de la semana parecía que se estaba fraguando un cambio de tendencia para el rey de las criptodivisas, lo cierto es que todo ha quedado en un simple espejismo. Este es el motivo por el que siempre recomiendo analizar los gráficos en velas semanales, pues una cosa es cómo empecemos la semana y otra como acabe. De manera que lo que tenemos es un intento (fallido) de superar la parte superior del canal bajista. Lo que deja la puerta abierta a que el bitcoin ponga rumbo de nuevo a los máximos anuales e, incluso, la base del canal bajista. Pero lo que está claro es que hasta que no salte con holgura y en velas semanales por encima del canal bajista no nos plantearemos la posibilidad de que se pueda estar fraguando un cambio de tendencia. Es decir, un cierre semanal con claridad por encima de los 8.200 dólares, que es por donde pasa en este momento la parte superior del canal bajista, sería la señal para poder empezar a mirar al bitcoin con otros ojos.

btc110120
Gráfico semanal del futuro del bitcoin

SECTOR ARMAMENTÍSTICO

El sector de las compañías de armamento en Estados Unidos no puede pasar por mejor momento, la prueba es que prácticamente todas ellas están marcando máximos históricos en las últimas sesiones y sabemos que desde el punto de vista del análisis técnico no hay mayor señal de fortaleza que la de un título en subida libre. Entre otras, destacamos los nuevos máximos de Lockheed Martin y Raytheon. Mientras que Northrop Grumman puede marcarlos en cualquier momento.

lmt110120
Gráfico semanal de Lockheed Martin
noc110120
Gráfico semanal de Northrop Grumman
rtn110120
Gráfico semanal de Raytheon