Noticias

26/11/2019 12:45:05

Julius Baer avisa del riesgo de un Parlamento bloqueado tras las elecciones en Reino Unido

Los analistas empiezan a hacer sus apuestas de cara a las elecciones de Reino Unido del próximo 12 diciembre. Escenarios, posibles ganadores... Se barajan distintas opciones pero, para Julius Baer, aunque los favoritos son los conservadores, "un Parlamento bloqueado sigue siendo un riesgo considerable" tras los comicios británicos.


"Según lo que dicen las encuestas, una mayoría conservadora es muy probable. El manifiesto socialista del Partido Laborista parece demasiado radical como para estimular una recuperación. Un Parlamento bloqueado sigue siendo un riesgo considerable", señalan estos expertos.

El Partido Laborista y el Conservador han presentado en los últimos días sus manifiestos de cara a estas elecciones. Antes de las elecciones de 2017, la presentación de los manifiestos fue el punto de partida para la recuperación del Partido Laborista, lo que provocó la pérdida de escaños por parte de los conservadores. Esta vez, el agresivo manifiesto socialista de los laboristas cuestiona la repetición de tal golpe, señala Julius Baer.

Estos expertos creen que, aunque una mayoría conservadora sigue siendo la opción más probable, podrían estar hinchándose las expectativas de este resultado. "La retirada del Partido del Brexit de las circunscripciones conservadoras ayuda a éstos a defender esos escaños, pero difícilmente les ayuda a ganar más. Por lo tanto, un Parlamento bloqueado sigue siendo un riesgo considerable", insiste la firma.

ATENTOS A LOS PLANES FISCALES

Los planes fiscales de ambos partidos también merecen una mirada más atenta, ya que prometen alejarse de la austeridad fiscal. Los recortes de impuestos y el gasto público de Boris Johnson hasta 2024 revelan un posible enfrentamiento con su Ministro de Hacienda, Sajid Javid, quien se ha comprometido a mantener la disciplina fiscal.

Sin embargo, pese a que una victoria de los conservadores promete un Brexit ordenado para finales de enero de 2020, un impulso fiscal podría compensar algunos de los vientos en contra del crecimiento debido a la todavía desconocida relación comercial final entre el Reino Unido y la UE, lo que apoyaría una mayor recuperación de la libra esterlina.

Los laboristas prometen un aumento masivo del gasto público, y el impulso al crecimiento podría verse frenado por la caída de las inversiones, el aumento de los impuestos y la nacionalización.

"El potencial impacto positivo de la postura más suave de los laboristas respecto al Brexit, con un posible segundo referéndum, difícilmente resultaría en un crecimiento más fuerte, y la libra esterlina podría ver más caídas", concluyen estos analistas.